(775)75 53900
"Fundado en la ciudad de Tulancingo de Bravo
el 27 de septiembre de 1951"

BUSCADOR


Acceso Usuarios

  1. Regístrate!!

COLUMNAS POLÍTICAS


COLUMNAS SOCIALES



EDICIÓN IMPRESA

CONTRAPUNTO

(Por Irving Sánchez) Martes, 22 de Agosto de 2017 -- 5:02 am

  

                                                          

Pobreza e ignorancia, territorio nacional

Los cambios de la política en Hidalgo

Mensajes del PRI sin respuesta de unidad

 

 

POLÍTICOS DE DESECHOS

La mayor parte de la sociedad mexicana, sigue siendo al paso de los años y de gobiernos voraces, territorio de marginación y desigualdad. Pareciera que estamos obligados a sufrir los efectos de  los malos gobiernos, que nos condenan ante el mundo en el que destacamos por ser parte de los países que ocupan los primeros lugares, en pobreza y corrupción. Organizaciones internacionales así lo señalan, en los informes anuales.

En esta dirección se han proyectado nuestros gobiernos en los últimos años y tal vez décadas de discursos inútiles de los patrocinadores de un cambio ficticio, que enfoca a todos los ángulos de la política y de los políticos, que se diferencian sólo por el color de sus banderas, mientras avanzamos cada día más desafiantes y críticos, entre las sombras del pasado y los restos de las promesas de un gobierno “más” del PRI, indiferente en la recta final de este sexenio y evidentemente, debilitado y tambaleante por el nuevo “modelo” que distingue la burla constante de la ciudadanía, ante las constantes fallas presidenciales y los ataques destructivos de los adversarios opositores.

Es ridículo creer que con una huelga de hambre, se van a olvidar todos los actos de rapiña política que han atentado contra la confianza y buena voluntad de nuestra sociedad. Tampoco los rezos ni los lamentos de arrepentimiento de máximas figuras representativas de los gobiernos federal y estatal, pudieron cambiar el curso de la vida en esta nación, devastada por su ambición y explotación del poder.

De ser así, el ex presidente Carlos Salinas de Gortari y el ex gobernador Javier Duarte De Ochoa entre una larga lista de malos políticos, serían absueltos y liberados de toda culpabilidad. Pero bien podría compararse también con la iglesia católica a sus representantes con sotana, que han cometido un sinnúmero de delitos de pederastia y actos de corrupción en Ciudad del Vaticano; además del lucro de la fe, con la que obtienen ganancias millonarias la mayoría de los sacerdotes.

Esto sucede en cualquier parte de la República Mexicana. Se sufren los efectos de la política y la religión, que luchan también por lograr un mayor posicionamiento de la gente; que se pasea entre la miseria y la ignorancia principalmente.

En el centro de la política que va tomando mayor importancia entre la población, los políticos “instantáneos” creados por las alianzas que llegaran a concretarse, procurarán consolidar los bloques más poderosos para competir el 2018, en busca del relevo presidencial ocultando los efectos que podrían ser previsibles desde el momento de conocer los nombres de las y los próximos candidatos.

En estos momentos, la política comienza a hacerse de desechos partidistas, de las mismas imágenes que ya conocemos y de líderes indeseables, que se comienzan a desprender de sus raíces para renacer en el refugio que más protección y bienestar personales les ofrezcan.

 

RESPETO A LA

CRISIS POPULAR

Pasados unos días en que el Gobernador hidalguense Omar Fayad Meneses expresara su decisión de cambiar el tradicional “ritual” de rendir su primer informe de actividades, ante una multitud que lo aclamara y reconociera su ardua labor y vocación de servicio a la ciudadanía entre aplausos y sombrerazos, después el pase de lista, la felicitación, los abrazos y por último la discreta salutación en sitios exclusivos que distinguían a la crema y nata de la dirigencia nacional y estatal, viene la reflexión por demás lógica, porque la situación política y social no alcanza ya para protagonismos extras que pudieran poner al descubierto, la crisis de popularidad que se refleja dentro y fuera del Partido Revolucionario Institucional.

En este proceso de reflexión en torno a las futuras y futuros abanderados para las contiendas por las diputaciones locales, federales y senadurías, lógicamente habrá muchas sorpresas. El ahorro económico sería lo de menos, aunque se tiene como una válida justificación.

El documento habrá de entregarlo este 5 de septiembre a los legisladores del congreso local de distintas fracciones partidistas, para que lo analicen debidamente y será a través de los medios de comunicación, que los hidalguenses habrán de conocer las obras y acciones realizadas en el primer año de ejercicio gubernamental, pero evidentemente será la población la que dé su calificación; la cual será de entrega inmediata, pues será en julio del 2018 y su traducción del voto en las urnas, como la máxima expresión de gratitud o de rechazo.

Los cambios en la política serían más impactantes en la sociedad, si fueran también de la política para que Hidalgo no sea sólo de un sólo nombre; el de Omar Fayad Meneses, como fue en su momento Miguel Osorio Chong. Se trata de que sea de los nombres que destaquen en las próximas elecciones, mujeres y hombres en las cámaras de diputados y en el senado.

 

SOBRE ADVERTENCIA

NO HAY SORPRESAS

Acaso el PRI en Hidalgo se ha quedado sin verdaderos líderes que representen dignamente la dirigencia estatal, o será que los pocos y antiguos dirigentes, todavía esperan la unción para quemar los pocos cartuchos que les quedan ante una sociedad más abierta al cambio…pero de partido.

El deslucido e incipiente dirigente “patito” Leoncio Pineda Godos, va recorriendo cada municipio y región, renovando los cuadros locales con el mismo discurso hablando de renovación y de reinvención política, basándose en la juventud.

Según los nuevos estatutos, uno de cada tres candidatos deberá ser joven, como lo fueron en su momento las mujeres que ocupan el 50 por ciento de las candidaturas; pero el verdadero problema que habrán de enfrentar, será la falta de capacitación y experiencia, cualidades de las que carecieron aparentemente en las pasadas contiendas pera presidencias municipales, en las que fueron derrotados en más de la mitad de las 84 alcaldías.

El “joven” Pineda Godos va dando lectura al nuevo mandato del PRI nacional, pero sin una oferta distinta a la que se ha ido envejeciendo al paso de las elecciones constitucionales, sobre la destacada y abundante participación de las mujeres, seguirán siendo el motor que hale el mayor número de sufragios hacia las urnas.

Como podemos observar en los comités municipales de los sitios con mayor poder popular en las distintas zonas de la entidad, los priistas esperan el “combustible”, y el mejor arrancador es el dinero para comenzar a operar y activar las oficinas, de las que dependen también los representantes de sectores y organizaciones.

Obviamente no es lo mismo decir qué hacer, así que la dirigencia nacional y estatal del priismo deberán sacar su “aguardadito” para emplearlo en la mejor causa; razón por demás lógica que se vaya anunciando una fuerte crisis y mayor austeridad, para el próximo año.

Lo cierto es que el dinero se volverá a mostrar como el oculto interlocutor, más eficaz para mantener a la militancia unida y así evitar fuga de capital político. Sin embargo, es pertinente creer que aún existe la libertad del voto y que las y los candidatos, se eligen de manera democrática; si es de otra manera, la tradicionalista que conocemos del dedazo, quizás ni los partidos ni los nominados dejarán de ser el mayor atractivo para los electores.

En estos momentos se comienza a hablar de que las iniciativas de mujeres y hombres que hoy forman parte del triunfalismo más reciente del PRI, no serán aprobadas para seguir ascendiendo en la escala del poder en el congreso estatal, federal ni el senado, porque sus lugares los ocuparán personajes recomendados; será seguramente porque aún no están conscientes del poder de la rebelión de verdaderos líderes, hay que verlo… hasta entonces.    

 


Twitter


Facebook